Arquitectura Sustentable
ampliar tamaño texto  reducir tamaño texto    Comentarios compartir en facebook compartir en twitter compartir en linkedin

CADAMDA: Glorietas de madera para disfrutar el jardín

Ya sea para un parque, jardín o un patio al fondo del hogar, las glorietas son construcciones delicadas que, además de decorar la vista, son el detalle que complementa el jardín y aporta un íntimo espacio para disfrutar los días y las noches de la primavera y el verano. Tradicionalmente son techadas y poseen barandas en su perímetro, bancos, mesa y otros muebles en su interior, con el fin de brindar comodidad y bienestar a los usuarios. El material por excelencia para su construcción es la madera por su fácil construcción, por ser un material renovable y por su belleza estética.


Las glorietas son construcciones generalmente redondas, hexagonales u octogonales que no superan los 3 o 4 metros de diámetro y están destinadas principalmente como refugio y decoración de los jardines. A menudo, estas tradicionales y delicadas construcciones, se ubican en el centro del jardín con el fin de resaltar la vista de la propiedad y de aportar un pequeño e íntimo espacio para disfrutar de las mañanas y tardes de primavera y verano.


Generalmente las glorietas son techadas y poseen barandas en su perímetro, bancos, mesa y otros muebles en su interior, con el fin de brindar comodidad y bienestar a los usuarios. También al igual que las pérgolas, pueden tener un techo entramado y no totalmente cubierto, que facilite el crecimiento de plantas trepadoras dando un aspecto más naturalista.


 “La madera es el material por excelencia para construir glorietas, porque facilita la construcción, se trata de un material renovable y estéticamente queda más delicado por los detalles que permite agregar, como por ejemplo tallar diseños en las columnas” asegura Daniel Lassalle- Gerente Comercial de CADAMDA-. También en algunas ocasiones, puede cerrarse con mosquiteros, entramados de madera o bien con acrílicos o lonas en su perímetro con el fin de ser utilizada durante los meses más fríos.

 

Entre los tipos de madera que se pueden utilizar, lo tradicional son las maderas duras como cedro o eucalipto, ya que la gran disponibilidad de lacas, barnices y aceites hace que resalte el color propio de la madera obteniendo excelentes resultados al exterior, y logra una duración que en muchos casos supera los 40 años a la intemperie. El eucalipto además es una especie cultivada para fines madereros y brinda un plus de sostenibilidad a un proyecto arquitectónico.


Sin dudas, la construcción de una glorieta aporta una gran funcionalidad al jardín, convirtiéndolo en un espacio ideal para recibir visitas. Además de aportar diseño y funcionalidad, este bello elemento tiende a revalorizar la propiedad, logrando así un increíble retorno de la inversión.


 

Más información: www.CADAMDA.org.ar | www.maderayconstruccion.com.ar

Comentarios

Ingrese para poder comentar