Arquitectura Sustentable
ampliar tamaño texto  reducir tamaño texto    Comentarios compartir en facebook compartir en twitter compartir en linkedin
21.10.14 Economia

Mendoza: buscan aprovechar el agua de lluvia para el riego de parques y jardines

Según medios locales, ingresó a la Cámara Baja un proyecto para que Aysam (Aguas Mendocinas) promueva el aprovechamiento del agua de lluvia, fomentando la instalación de sistemas para su recolección y posterior uso para riego de jardines. Así se evitarían tanto el derroche de agua potable como la aplicación de multas por infracciones en su uso.

Fabián Miranda y Norberto Martínez, impulsores de la iniciativa, cuentan que "la escasez de este vital líquido obliga en reiteradas ocasiones a hacer una llamada a la moderación de su consumo por parte de la población (…) Este problema podría resolverse mediante un uso eficiente del agua, construyendo una infraestructura hidráulica que suministre agua a distintos sectores de la población, como el doméstico".


"Mendoza está marcada por sus características desérticas y, debido a estas condiciones geográficas y climatológicas, proponemos disminuir el uso de agua potable para el riego, planteando como norma general de construcción la realización de por lo menos un techo con pendiente o techo a dos aguas y, a través de colectoras, se podrá aprovechar el agua de lluvia, que será conducida con cañerías hasta una cisterna enterrada; una vez recolectada el agua, la misma será utilizada para el uso consuntivo de riego de jardines".


Del mismo modo, agregan que "en promedio, las personas utilizan por día 190 litros de agua, y más de dos tercios del agua consumida en el hogar se utilizan en el baño. La descarga de un inodoro, por ejemplo, consume entre 7,5 y 26,5 litros de agua. Durante una ducha de sólo 5 minutos se utilizan 95 litros, aproximadamente, de agua potable. En un jardín de 100 m2 se utilizan entre 700 y 800 litros de agua por cada riego durante los meses de verano [...] Las mayores precipitaciones, en Mendoza, se concentran en los meses de diciembre, enero, febrero y marzo, que son los meses de mayor demanda de agua, conjuntamente con la mayor evapotranspiración de césped y plantas".


Sobre la implementación del sistema, explican que el costo para el propietario que desee adoptarlo "será sólo para la instalación (pozo) y compra de la cisterna, canaletas pluviales (de no estar ya contempladas) y cañería de PVC para la conducción del agua. Este costo será suplantado, en lo económico, por el ahorro de agua potable".


Para este proyecto se consideraron techos de 200, 250 y 300 metros cuadrados, y la cisterna que se propone utilizar es de 2.750 litros.


FUENTE: diariosanrafael.com.ar

Comentarios

Ingrese para poder comentar