Las empresas europeas aseguran que los teléfonos móviles son muy frágiles

El 86% de las firmas que participaron en un estudio dice que sus teléfonos han sufrido daños tan graves que ha sido necesario repararlos o reemplazarlos.

  Las empresas europeas están invirtiendo más que nunca en teléfonos móviles para sus empleados. Costos más elevados y la pérdida de productividad debido a que los teléfonos son demasiado frágiles para el entorno de trabajo, reparaciones y reemplazos exorbitantes favorecen la adopción de dispositivos resistentes más robustos, de acuerdo con una nueva investigación dada a conocer hoy por Cat® phones.

  Una encuesta, en la que participaron los responsables de la adquisición de teléfonos móviles de 497 empresas europeas, revela que el 69% de estos dispositivos se daña con facilidad. El 69% también asegura que se está gastando más que nunca en teléfonos provistos por las propias compañías. En tanto, más de la mitad de los encuestados dice que reparar y reemplazar dispositivos descompuestos es un problema que crece para sus empresas.

  El 99% de los compradores de teléfonos empresariales ha tenido que lidiar con el daño provocado a los teléfonos de la compañía en los últimos tres años; de hecho, el 86% dice que el perjuicio ha sido tal que es necesario reparar o reemplazar el dispositivo de un empleado. Entre las principales causas destacan: pantallas rotas (62%), ruptura física (47%), daño por filtración de agua (37%) y fallas provocadas por el polvo o la arena dentro del dispositivo (21%).

  Asimismo, la productividad se ve afectada cuando los empleados se ven obligados a no llevar consigo un teléfono móvil mientras se encuentra en reparación o es reemplazado. El 31% de las empresas reporta un impacto significativo en la productividad, y más del 40% señala un impacto notable (71% de los afectados) por esta razón. Los tiempos que requieren las reparaciones agravan más esto. Sólo el 21% dice que las reparaciones tardan un día laboral, mientras que la mayoría (63%) asegura que pueden tardar de dos días a una semana laboral completa. En tanto, el 16% señala que las reparaciones tardan aún más.

  La investigación realizada por los analistas líderes de comunicaciones móviles, CCS Insight, revela que uno de cada tres consumidores europeos ha roto las pantallas de su teléfono inteligente en los últimos tres años. Reemplazar la pantalla rota de un teléfono inteligente costoso sin seguro no es barato. Por ejemplo, reparar una sola pantalla en los teléfonos inteligentes más recientes puede costar entre €150 (US$170) y €360(US$410), mientras que las reparaciones de daños provocados por líquidos, o de botones averiados, hasta €650(US$740).

  Ben Wood, Jefe de Investigación de CCS Insight, comentó: “La fragilidad de los teléfonos inteligentes modernos se ha convertido en un problema real. No nos debe sorprender que las empresas estén buscando dispositivos más resistentes dado los costos asociados con la reparación de los teléfonos inteligentes y el impacto negativo en la productividad cuando un dispositivo se descompone.”

  Por lo tanto, la durabilidad de los dispositivos se ha convertido en una de las principales consideraciones para los tomadores de decisiones en TI y para los compradores de teléfonos dentro de las empresas -junto con la conectividad, la seguridad y el manejo de los dispositivos.2

  Cambiar a un dispositivo resistente que se adapte a este propósito figura en la agenda de los compradores de teléfonos móviles de las empresas europeas. El 44% está considerando reemplazar su línea empresarial con dispositivos resistentes, mientras que un 8% ya cuenta con ellos. Los dispositivos resistentes se encuentran entre las áreas de inversión en movilidad empresarial de más rápido crecimiento; de hecho, el 21% de los tomadores de decisiones de TI que señalan que están considerando una inversión en esta área en los próximos 12 meses3.

  Riccardo Ferree Drago, propietario de Drago Fleet, señaló: “En este negocio, los teléfonos sufren caídas constantemente, y los largos días de trabajo requieren la mejor duración de las baterías con la que podamos contar.” “He utilizado todos los dispositivos resistentes que existen y, sin duda alguna, Cat son los mejores, ¡punto! Equipar a una flotilla requiere altas inversiones, pero con los teléfonos Cat no tengo que preocuparme porque no se rompen. Y si algo sale mal, puedo contar con la mejor garantía – ¡Casi son indestructibles!”

  Las reparaciones o reemplazos frecuentes y costosos representan para los clientes gastar mucho más dinero a lo largo de la vida de su dispositivo que sólo el precio de la compra inicial. Además, las expectativas para un teléfono móvil son altas y su duración se está prolongando. Una tercera parte de los participantes europeos en una reciente investigación de CCS, la Encuesta de Compra Móvil, dijo que planeaban conservar sus teléfonos por más tiempo. En Europa Occidental, la investigación de CCS sugiere que la gente está conservando sus teléfonos en promedio 40 meses. Con la posibilidad de que un dispositivo necesitará reparación en cierto momento, el costo de propiedad durante su vida útil puede ser significativo.

  Un cliente, Frauport (Frankfurt Airport) , ha estado usando Cat phones desde 2012, beneficiándose de la robustez de los equipos y los reducidos costos de reparaciones: “ Después de siete años, 83% de más de mil Cat phones todavía están trabajando. Del total inicial, sólo el 4% han sido manejados por nuestro Centro de Servicio y Reparaciones.”

  Los usuarios de Cat phones viven y trabajan en condiciones severas que llevan los teléfonos a su límite. Sin embargo, la confianza en sus teléfonos resistentes incluye una garantía líder en el mercado para los daños que pusiera sufrir la pantalla. Si un cliente daña o rompe accidentalmente la pantalla protegida con el Corning® Gorilla® Glass de un teléfono inteligente Cat dentro del periodo de garantía, Cat phones reparará y reemplazará la pantalla* sin costo.

  Esta confianza se refuerza con las rigurosas pruebas a las que es sometido cada producto antes de lanzarlo al mercado. Por ejemplo, el teléfono inteligente Cat S61 cuenta con hardware de grado militar (Mil-Spec 810G). Está hecho a prueba de polvo, así como al agua a profundidades de hasta 3 metros durante 1 hora (tiene las certificaciones IP68 e IP69K), y su pantalla está protegida por el Gorilla® Glass 5 de gran espesor, y cubierto por un borde protector que se integra a su diseño industrial. También está diseñado para sobrevivir a la difícil prueba de caída que realiza Cat phones desde una altura de 1.80 metros sobre una superficie de acero, 30 veces en diferentes orientaciones.

  Vea la gama de dispositivos resistentes de Cat phones y casos de uso empresariales en el marco de MWC 2019, stand CS78, Congress Square, donde a través de demostraciones interactivas se mostrará cómo las imágenes térmicas y la tecnología robusta están beneficiando a los servicios de emergencia, las industrias de la construcción, la agricultura y la logística.

Puede encontrar aquí las imágenes: https://bit.ly/2S8soPy

Comentarios

Entreplanos



Auspician Entreplanos




Newsletter







Comentarios